BODA SOLIDARIA.

Está causando furor, sobre todo entre las parejas más jóvenes. Es la boda solidaria, un tipo de enlace que tiene encuenta un lado ético y generoso y que pretende ser un día de lo más especial no solo para los novios sino también para los más necesitados. Una elección respetuosa con el medio ambiente a la vez que altruista y romántica para quienes desean que el día de su matrimonio tenga un significado único y diferente.

Esto implica una serie de novedades que afectan, entre otras cosas, a la organización del evento y a la financiación del mismo. Así, por ejemplo, las invitaciones van confeccionadas con papel reciclado o adquiridas en asociaciones que se autofinancian con su elaboración. De hecho, existen organizaciones sin ánimo de lucro o cooperativas que proponen este servicio a los futuros esposos. El resultado es siempre personalizado y es una forma de colaborar en el apoyo a causas importantes.

El vestido de la novia también puede ser solidario. Habitualmente se inicia la búsqueda del conjunto perfecto meses antes de la celebración y suele tenderse a recurrir a firmas de gran reputación que aseguren una calidad y un diseño espectaculares. Pero no hay que renunciar al estilo ni a la elegancia cuando se opta por un vestuario nupcial más humanitario. Y es que en el mercado pueden encontrarse modelos preciosos realizados con materiales reciclados o incluso colecciones de esposa de asociaciones que manejan tejidos procedentes de regiones y países del mundo que se encuentran en dificultad. Lucir impresionante y ayudar al prójimo pueden ir de la mano.

El lugar de la celebración, que suele representar una parte considerable del presupuesto total, también se puede adaptar al concepto de solidaridad cambiando el clásico restaurante por espacios y jardines que ciertas organizaciones alquilan para eventos varios. El importe recaudado va destinado íntegramente a la beneficencia…Una vez más, ¡ser generoso es posible!

Además, se pueden contratar los servicios de empresas de catering que elaboran sus menús únicamente con ingredientes procedentes del comercio justo o de entidades no lucrativas que cuentan con voluntariado que se ocupa de la preparación de los platos y atención de las mesas a cambio de una participación benéfica. Los regalos de los invitados, por otro lado, no tienen por qué ser los habituales. Una alternativa es la de adquirirlos a asociaciones que realizan objetos artesanales para sufragar sus proyectos o bien realizar una donación a una determinada causa. Cada invitado puede recibir una tarjeta informando de que su regalo ha consistido en realizar un donativo y agradeciéndole su participación.

Y ¿qué tal un viaje de novios ecosolidario? El turismo puede ser también responsable y respetuoso con el medio ambiente. Son ya muchas asociaciones que se dedican a organizar viajes benéficos, entre los cuales se incluyen los de parejas recién casadas, cuyo objetivo es el apoyo económico a países que atraviesan grandes dificultades como África, Argentina, Brasil, Paraguay…El gasto efectuado por los esposos se transforma de inmediato en un modo de apoyo financiero para aquellos que necesitan ayuda. Romance y altruismo unidos en la aventura.

¿Te apuntas a la boda solidaria?

ORGANZA NOVIAS. COM

Abrir chat